CAMPECHE Y LA SUCESIÓN

In Opinión

El ambiente político de Campeche registra actualmente el momento de mayor efervescencia luego de que se filtró, con intención y fin, por supuesto, el proyecto de resolución del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación en el que se encamina para confirmar la ratificación del triunfo electoral de Layda Elena Sansores San Román como Gobernadora Constitucional del Estado de Campeche para el periodo 2021-2027 y que desencadenó en las redes y por doquier la manifestación de los grupos de seguidores que la respaldan, así como la fiera defensa de quienes se resisten y están a la espera que ocurra lo inesperado.

No es para menos, pues el destino económico, político y social de un Estado se encuentra en juego, pero sobre todo, lo triste y lamentable, es que se revela el interés particular de quienes la ambición por el poder, la revancha y el ajustar cuentas del pasado, les hace olvidar los principios fundamentales del servicio que debe prevalecer en la política, en la administración pública.

Por doquier leímos distintas versiones, connatos de “albazos”, pronunciamientos diversos atribuidos a los principales actores que hoy captan la atención de los campechanos: la virtual futura gobernante y quien se quedó atrás en la carrera, Elíseo Fernández, dejando algo muy claro: van con todo, hasta la últimas consecuencias y a costa de lo que sea.

A unas horas de que se oficialice el resolutivo final, la calma debe prevalecer a pesar de los nervios y la desesperación. La edición de ayer de este su periódico El Sur de Campeche no pudo ser más clara y retomó lo publicado:

“La Magistrada Janine Otálora Malassis solicitó la publicación en el portal web del Tribunal, los proyectos de resolución relacionados con la impugnación de la elección a la gubernatura de Campeche.

Se trata de tres documentos que serán sometidos a votación del pleno en la próxima sesión. En términos generales, se prevé desechar los agravios hechos valer por Eliseo Fernández y Movimiento Ciudadano (MC) confirmando una vez más, el triunfo de Layda Sansores.”. Así de claro. No hay más.

En este entorno, el escenario sigue activo con sus protagonistas. En Carmen, el escándalo sobre el presunto fraude en la compra-venta de terrenos en litorales de la isla y que permitió la construcción de flamantes casas de playa, zona en la que estuvo a punto de consumarse hasta la edificación de un muelle privado, afortunadamente detenida la acción por la autoridad ambiental competente. El hecho ampliamente difundido en redes, busca vincular a través del lazo con un familiar político de la próxima a entrar en funciones, diputada federal morenista Dra. María Sierra, quien ha decidido permanecer al margen de la situación, lo que veo difícil, porque se busca ansiosamente implicarla en el tema. Será sano que deslinde la relación con los hechos y se aclare la presunta irregularidad. Sería sano.

Todo ello Suena a fuego amigo y la situación nos revela se resume en la realidad que se observa: los grupos políticos al interior de Morena están buscando la atención al sentirse desplazados. Las posiciones del próximo gabinete están en juego e insisto, prevalece el ánimo revanchismo, vengativo y destructor. Caiga quien caiga., pero la pregunta es: ¿Merecemos esto los campechanos?

Desfavorecido ente dos gigantes, Campeche sigue sin despuntar en lo político, económico y productivo. Es la triste realidad a pesar de la riqueza incalculable de sus recursos en aguas y tierra, en su gente.

Las luchas intestinas, los acuerdos en lo oscurito, la antelación a los intereses particulares y La acusaciones severas de corrupción, hechas a diestra y siniestra pero sin comprobación alguna por cierto, han impedido dar a la entidad el estatus que se merece y comparado con dos grandes, como Yucatán y Tabasco, estado este último, que logrará un impulso sin precedentes durante los años próximos.

El Presidente de la República, dijo hace algunas semanas que la política es un arte. Coincido. Pero muchos quienes lucran y obtuvieron cargos de elección popular en su nombre, están más diestros hoy a la venganza, a retar, a cobrársela a los antecesores de todos los órdenes de gobierno. ¡Cuidado con ello!, porque por ejemplo, para el caso de Carmen, los ánimos se encienden con rapidez y la sociedad quiere paz social. Está harta de las ineficiencias, las promesas y los encuentros que cuestan y merman en un pueblo más interesado en salir adelante, que en lograr una revancha que satisface egos.

A unas horas de la verdad, es urgente que por el bien del Estado y sus habitantes se anteponga el deseo de servir, de unir, de trabajar y por supuesto, de hacer política de la buena, con todo y no a costa de todo. El buen político se hace camino con resultados y acciones, no con denostaciones  sin vedetismos ni golpes bajos que desgastan. Política de altura, de servicio y que contribuya a lograr la verdadera paz social que anhela Carmen, anhela Campeche y anhela México.

LA PREGUNTA DEL DÍA:

¿Sabe que ex delegado de SEMARNAT tiene marina espectacular en la carretera Carmen-Puerto Real y que en sus tiempos ofrecía dos números telefónicos: el de él y otro para “tranzas”, ofrecía permisos  para saqueo de arena y su respectiva comercialización y regaló concesiones en zona de playa?

¡Nos leemos en la próxima!

Comentarios: [email protected]

@RomyValladarez

Mobile Sliding Menu