El miedo no anda en burro pero sí en ganso

In Opinión

Por: Hubert Carrera Palí

¡Malo y llorón!: es una expresión populista que comúnmente se usa en una persona que le gusta hacer frecuentemente maldades a los demás, pero no le gusta que le hagan lo mismo, por lo que de inmediato se exalta, recurre al enfrentamiento y encono para buscar vengarse.

Es el caso del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien está cosechando puntualmente lo que siembra entre los mexicanos luego de la revuelta que le armó un grupo de damnificados del paso del huracán “Grey” en Puebla que no han recibido la más mínima atención por parte de sus autoridades.

López Obrador tuvo que salir huyendo de la reunión que presidía escoltado por mandos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) encabezados por el mismo general, de lo contrario, hubiera sido presa fácil de cualquier atentado físico.

No obstante, lo más delicado y grave del asunto fue que durante su espacio mañanero del pasado lunes trató de minimizar y restarle importancia a lo ocurrido, tal y como ha hecho con los incidentes de rechazo que ha sufrido en otras entidades que visita como Guerrero, Chiapas, Puebla e incluso Campeche donde un grupo indígena del norte del estado, encabezado por una descendiente maya, lo acusó de robarles sus terrenos para trazar la ruta del Tren Maya que nadie de ellos pidió.

La senadora Lili Téllez quien inició apoyando la 4T pero que ahora  la rechaza, advirtió al presidente que si acudía a la ceremonia de entrega de la medalla Belisario Domínguez a Ifigenia Martínez,  “le hará frente”, por eso de manera cobarde justificando que no hay necesidad de manchar la investidura presidencial, López Obrador tomó la decisión de no acudir al Senado.

De tres años a la fecha, esos eventos masivos a donde acude el presidente para darse baño de pueblo se han convertido verdaderas cajas de resonancia social donde se manifiesta el descontento y el hartazgo al proyecto transformador de la 4T.

Sin embargo como consecuencia de sus mañaneras el fanatismo está llegando a tal extremo que existen voces que siguen defendiendo a ultranza el proyecto obradorista como si fuera el camino que realmente conduce al reino de los cielos, a la felicidad plena y el estado ideal de los individuos.

DE LAS BECAS DE CONACYT PARA HIJOS DE FUNCIONARIOS DE LA 4T NADIE HABLA

Que revele AMLO en su próxima mañanera cuántos hijos e hijas de sus funcionarios y ex funcionarias de primer nivel están recibiendo actualmente jugosas becas del Conacyt sin merecerlas y no los incluyó dentro del selecto grupo de investigadores y científicos a quienes les han fabricado un proceso penal por supuesta corrupción solo por el simple hecho de coincidir en  que es totalmente infectable la construcción del Tren Maya por factores ambientales de contaminación, de devastación de flora y fauna.

DISPARATE, VEDETISMO Y ROMANTICISMO, POSICIONAMIENTO  DE MORENA

Durante la segunda sesión ordinaria del Congreso del Estado, las fracciones que integran la LXIV  Legislatura hicieron sendos posicionamientos de lo que será su compromiso con la ciudadanía en los próximos tres años, donde, por supuesto, el vedetismo, el protagonismo, la mentira y hasta el romanticismo salió a relucir a lengua suelta sin el más mínimo recato y respeto, pensando que Campeche es todavía un pueblo de tontos e ignorantes.

José Antonio Jiménez Gutiérrez, diputado por el V Distrito, se llevó la tarde cortando rabo y oreja durante la pasarela. No tuvo el más mínimo cuidado de leer un posicionamiento elaborado exprofeso al más puro estilo de la 4T donde ofreció -así de ese tamaño- LOGRAR LA FELICIDAD DE LOS CAMPECHANOS en los próximos.

El chico es muy romántico, vive un paralelismo real o tal vez es también admirador de alguna serie  de comics (Dragon Ball Z) que se identifican con peinados pegados y de puntillas tipo vedete, que luchan siempre contra el mal buscando salvar al mundo, o lo que queda de él, del mal.   

Lo cierto es que a nombre de Morena ofreció HACER FELICES A TODOS LOS CAMPECHANOS,  a modificar 50 leyes, o sea el 42 por ciento con las que cuenta la Constitución Política del Estado, combatir a mafias organizadas (sic), defender el bien público, la búsqueda de lo mejor para los pobres; no mentir, no robar, no traicionar; reconstruir Campeche, en fin, una serie de disparates y barbaridades que no se las cree ni él mismo.

Los campechanos ya esperan con ansia que Morena y su grupo parlamentario ponga en práctica todo lo que ofreció desde el púlpito del Congreso del Estado a través de su legislador, sobre todo, esa felicidad a la que hizo alusión; por principio de cuentas ojalá y nos explique en qué consiste o cómo los campechanos la “comerán”, porque si está fundamentada en los principios de su Gurú de la 4T, entonces estamos hablando de puras idioteces y mentiras.

Sin duda que al diputado del V Distrito le ganó la pasión y la novatez durante su posicionamiento, no tiene la más mínima idea en dónde está parado,  mucho menos para lo que sirve el Congreso del Estado, de ahí su postura protagónica que solo cultiva, además de vedetismo, ignorancia.

NO A LA POLÍTICA OCURRENTE Y AL FANATISMO: MEDINA FARFÁN

Para no ir tan  lejos, el coordinador parlamentario de la bancada del PRI, Ricardo Medina Farfán, deslindó de una vez por todas a su bancada de cualquier diferencia fanática que pretenda  destruir lo que se ha construido a lo largo de muchos años de esfuerzo o de cualquier ocurrencia.

“El PRI buscará en conceso, la razón y la verdad, buscará acuerdos y sobre todo el diálogo, pero no seremos callados ante las arbitrariedades porque sabemos ser oposición”.

“Los priistas sabemos que para que a la gente le vaya bien, sus autoridades deben trabajar de manera coordinada y eficiente. A eso hemos venido los diputados priistas, a construir acuerdos por Campeche, leyes que den solución a los problemas, a construir un espacio donde prevalezca el respeto y el intercambio de ideas que ponga por delante el supremo interés del Estado”,

Medina Farfán convocó a los integrantes de esta legislatura a cumplir con el deber, mediante el diálogo, a dar resultados, pero sobre todo a generar una colaboración permanente en beneficio de las y los campechanos.

“Por ello, los invito a cumplir el deber de nuestro tiempo, mediante el diálogo. A no caer en la tentación de la defensa fanática para destruir todo lo existente, como tampoco a la negativa de colaborar para reconocer la necesidad de que todos, quienes tenemos un rol de autoridad, nos necesitamos para dar resultados a la gente”.

ESCÁNDALO POR DESIGNACIONES Y DE FIGURAS VINCULADAS A LA DELINCUENCIA 

Vaya conmoción  que ha  causado entre los campechanos las designaciones de las titulares de la SSPCC, Marcela Muñoz Martínez y de su hija, Samanta Bravo Muñoz, en la isla del Carmen. Todo indica que Campeche está destinado a convertirse en uno de los principales “paraísos” en que la inseguridad y la delincuencia asiente sus reales.

Más preocupa la isla de Tris, en donde la responsable de la seguridad de los “carmelos” está siendo duramente cuestionada por la falta de experiencia en estas lides, sin embargo tampoco sería una idea descabellada pensar que la delincuencia organizada operaría de manera ordenada, sin levantar mucho polvo -aunque suene a locura-, y más cuando se tiene como cabecilla a un cómplice de la familia hoy con investidura de diputado, que según antecedentes periodísticos, llegó a refugiarse a Carmen proveniente de Veracruz huyendo de cuentas pendientes con la justicia y que hoy día ha forjado un imperio de narcomenudistas.

Ojalá y los integrantes de la LXIV Legislatura, sobre todo la oposición, tengan la audacia, el valor y sobre todo los tamaños para desenmascararlo, por el bien de Campeche y los campechanos; de lo contrario, serán señalados toda su vida como cómplices del envenenamiento de muchos jóvenes que representan el presente y el futuro del estado y en particular de la isla.

Por eso urge limpiar el nombre del Congreso del Estado, por tratarse del recinto en donde la vox populi es la que realmente debe hacer eco y no el interés personal o de un grupo político en el poder llamado Morena.

 

Mobile Sliding Menu