Inminente, reacomodo de familias de la Ermita: RAA

In Capital
Ramón Arredondo Anguiano, coordinador del Proyecto Tren Maya en Campeche.

El reacomodo de familias que habitan a un costado de las vías férreas en los barrios tradicionales de la Ermita y Santa Lucia por donde pasará el Tren Maya, es inminente, así lo confirmó el coordinador del proyecto en Campeche, Ramón Arredondo Anguiano. 

Tras la consulta pública donde 33 mil campechanos dieron el sí a la propuesta, informó que la obra se prevé arranque en el mes de marzo; ante esta situación, se agilizará este proceso que estará asesorado por el organismo internacional ONU-Hábitat. 

Arredondo Anguiano confío en que el proyecto avanzará sin obstáculos, al señalar que el Tren Maya operará al 100 por ciento en el año 2023. 

“Aquí en Campeche se espera que en el 2022 ya esté dando servicio, porque aquí, acuérdense, la vía férrea desde Palenque hasta Mérida, Yucatán, ya está y se encuentra en buenas condiciones, solo requiere de algún mantenimiento”, declaró. 

Se prevé que el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), lance las primeras licitaciones en enero, paralelamente se redoblarán los acercamientos con la gente para que el reacomodo se realice en tiempo y respetando sus derechos, así como el patrimonio. 

Remarcó la ilegalidad en que se encuentran decenas de viviendas, además del peligro por el paso de un tren que si bien corre a 30 kilómetros por hora, pone en riesgo a las personas que viven allí. 

“La ONU-Hábitat se encargará del reacomodo de estas personas, se respetará el derecho a su patrimonio que ya lo tiene y que se les debe de reconocer y respetar, porque sea como sea, tú con mucho esfuerzo haces una casa y son cosas que muchas veces haces una vez en la vida y mucha gente ni siquiera las puede hacer”, comentó. 

Confirmó la apertura de una oficina local de ONU-Hábitat en la sede de la Dirección local de la SCT, ahí las familias podrán dirimir sus casos en forma particular, por lo que garantizó que el reacomodo tomará en cuenta las particularidades en que viven actualmente. 

“No se va a dar parejo, no estamos hablando ni de expropiación, ni de indemnización, ni de desalojo, ni de reubicación, porque no se quitarán todas y llevarse a un lugar equis… estamos hablando de reacomodo y qué es reacomodo, respetar las necesidades de cada persona”, terminó.

Mobile Sliding Menu