Visión Política

In Opinión

Arturo RODRÍGUEZ HERNÁNDEZ

Expectativas y esperanzas

A unos cuantos días de iniciado el año 2020, el pueblo de México en general, inicia un nuevo ciclo lleno de esperanzas, pues una vez más es el mismo presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien ofrece las mismas expectativas de seguridad, crecimiento económico y desarrollo, al asegurar que la estabilidad del peso mexicano es real y, por lo tanto, la ciudadanía goza de absoluta felicidad, lo cual sinceramente dista mucho de la triste realidad de millones de familias que habitan por todo el país, quienes se encuentran en pobreza y gran cantidad de ellos hasta de forma extrema, lamentándose abiertamente los regalos millonarios en dólares que el ejecutivo federal entrega a los países centroamericanos, mientras que los nacionales soportan el brutal desempleo y la mortandad de sus familiares por la carencias de atención médica y medicamentos.

La situación es clara y de nuevo sale a relucir la estrategia de las mañaneras de AMLO, al asegurar que todo va bien y que en este año que inicia se tendrán los primeros resultados de la 4T, sobre todo, que ya se cuenta con todo para tranquilizar al país, por lo que habría qué ver cuáles son los planes para reducir los embates del crimen organizado, sobre todo, cuando manifiesta la famosa frasecita de “besos, no balazos”. En verdad que hasta el momento nadie, absolutamente nadie, se explica o comprende de qué forma van a erradicar los altos índices de violencia que ya amenaza con cubrir toda la geografía mexicana, cuyos resultados son cifras estratosféricas de muertos, hombres, mujeres y niños.

La problemática que tiene a cuestas el presidente López Obrador, es el mismo que mantiene desde el inicio de su administración, solo que ahora mucho más complicado por la suma de errores cometidos, por una toma de decisiones caprichosas e incongruentes en donde se han perdido miles de millones de dólares, cuyas fatales consecuencias han pegado directamente en la economía mexicana, por lo que ya es hora de estar inventando y buscando culpables en el pasado cercano, en la actualidad se están viviendo tiempos desastrosos en todos los aspectos de los habitantes de la república, los cuales requieren de manera urgente atención inmediata, con hechos reales y tangibles, ya basta de evasivas y palabrerías insulsas cuya finalidad es mantener la misma cortina de humo sobre la crítica realidad, de la vida real de todos los mexicanos.

Algo muy claro y realista es que el pueblo de México salió de marasmo provocado por los discursos populistas, ahora exige resultados efectivos y congruentes con la vida cotidiana, de tal forma que, efectivamente, con el inicio de este año nuevo 2020, la esperanza de los mexicanos se mantiene viva, pero ya no como el milagro salvador del mesías creado por las redes sociales. Hoy se mira como un político de los mismos que tanto criticó y que usó como bandera para llegar a la silla presidencial, el pueblo ya se dio cuenta de que solamente ofrece atole con el dedo, pues nada de lo prometido en campaña y continua manifestando, se ha cumplido de ninguna forma; pero en el fondo, muy en el fondo el pueblo de abajo, los más jodidos conservan la esperanza de que en alguna forma cambien la grave y profunda problemática de millones de familias afectadas con el cierre de los programas asistenciales que recibían de forma sistemática.

Se tiene que reconocer la nobleza del pueblo mexicano para con el gobierno federal, al aguantar tantas promesas incumplidas y, sobre todo, los ríos de sangre que bañan gran parte del país, la pobreza en muchos casos extrema y la total carencia de circulante efectivo, pues aunque bien es cierto que el salario mínimo tuvo su regular incremento, nadie, absolutamente nadie, puede negar que este quedó totalmente pulverizado, pues en esas mismas fechas llegó la sorpresa de fin de año, con los recibos de consumo de energía eléctrica elevados en casi un cien por ciento, lo mismo que el gas doméstico y desde luego la gasolina más barata que se encuentra por encima de los 20 pesos el litro, de ahí los constantes y fuertes reclamos sobre aquella promesa de que el precio bajaría a diez pesos.

Pero todo sigue latente, la situación del pueblo mexicano continúa en las mismas condiciones, y aunque la esperanza, efectivamente se mantiene a flor de piel en esos millones de familias, la credibilidad ya no mantiene la misma intensidad, hay decepción y esta crece de manera constante, ahora Juan Pueblo se mantiene expectante y observador hasta de los mínimos detalles en los manejos y ejecución de los programas federales que, sin lugar a dudas, se entregan con tintes clientelares y totalmente inducidos para favorecer la imagen de AMLO, como el ser más dadivoso que existe, quien con la complicidad de la gran mayoría de los diputados federales provenientes de Morena y sus lambiscones, maneja miles de millones de pesos a su muy libre albedrío y sin justificación de ninguna especie.

Al iniciar este nuevo año, el presidente AMLO renueva sus compromisos de cambiar el panorama en las condiciones de vida de los mexicanos, un compromiso ineludible que viene arrastrando desde que inicio su sexenio, y aunque nunca ha pedido plazo para cumplir con sus ofrecimientos, los mexicanos han sido benevolentes, y mantienen la espera de los verdaderos resultados de la Cuarta Transformación y de su cacareada austeridad republicana y demás chocherías que nada positivo han arrojado, sobre todo, en materia de corrupción, pues esta sigue campeando por todos lados y de la misma manera de siempre, salpicando desde muy arriba hasta el más bajo escalón de las dependencias federales.

Todos los habitantes del país se mantienen a la expectativa en materia económica, que al final del día es lo más importante en la vida familiar, y en este aspecto, Campeche, como entidad federativa, no escapa a los estragos financieros que sacuden a los habitantes de nuestra nación, efectivamente en la entidad se resiente la carencia de circulante en los bolsillos de los jefes de familias en todos los estratos sociales, lo que, sin duda alguna, reduce grandemente el movimiento comercial, a grado tal que primero fueron los establecimientos pequeños y medianos establecimientos locales, y ahora las franquicias foráneas las que cierran sus puertas por bajas ventas, provocado principalmente por el notorio desinterés del gobierno federal para impulsar el sector agropecuario y las agro industrias, principal potencial de desarrollo y crecimiento del estado y sus habitantes.

Afortunadamente y aunque algunos descerebrados, por su carencia de materia gris para comprender el trasfondo de la situación, utilizan como pretexto el mínimo detalle para culpar al gobierno del estado, hasta de sus embarazos psicológicos, la situación económica en el estado de Campeche es crítica pero se mantiene la tranquilidad entre la sociedad, ya que las autoridades estatales encauzan todas sus actividades para fortalecer la producción y productividad de los campechanos entregados al trabajo de manera rotunda, al aprovechar las oportunidades que se vienen ofreciendo de manera directa, sin politiquerías ni tintes partidistas, lo que genera un verdadero reconocimiento popular hacia el gobernador del estado, Carlos Miguel Aysa González.

La situación en este 2020, para el estado de Campeche, no va a ser nada fácil, pues una vez más la federación pega la puñalada trapera al imponer un recorte presupuestal de más de cuatrocientos millones de pesos, lo cual contradice a las afirmaciones del presidente de la República, cuando señala y asegura que la economía mexicana marcha a toda madre, seguramente para Él y sus hijos, los nuevos empresarios chocolateros y cerveceros, cuya nueva riqueza deja muchas interrogativas sin explicación alguna.

[email protected]

 

You may also read!

Llega esta semana Esteban Moctezuma ¿a presionar para clases presenciales? Campeche dice NO

Anuncia titular de SEP protocolos para inicio de clases presenciales y Gatell dice que todavía El Secretario de Educación,

Read More...

Cercanía social y trabajo ejecutivo de Aysa González

El jefe del ejecutivo estatal, durante la semana que concluyó, atendió la vista del Secretario de Hacienda, Arturo Herrera

Read More...

Por las Familias, Por Campeche. Semáforo verde

Somos el primer estado en color verde en el semáforo epidemiológico, gracias al trabajo del personal de salud y

Read More...

Mobile Sliding Menu